La humanidad está en pleno crecimiento, en esta crisis de valores, conceptos y paradigmas en las que estamos envueltos, se están desarrollando nuevas formas de hacer las cosas, con un enfoque más creativo, dirigido a desarrollar y transformar a las personas en todos los ámbitos de sus vidas y trabajos, para que tengamos una existencia más libre, más consciente y para que podamos expresarnos desde lo que somos y ser útiles en nuestro día a día.

Los nuevos enfoques en el campo de la ciencia, en los campos de la psicología con la terapia sistémica, la metagenealogía, las nuevas filosofías de trabajo en equipo en empresas, el empleo de técnicas teatrales y creativas para las dinámicas de trabajo y el cada vez más emergente coaching particular y empresarial, han fomentado el desarrollo de una nueva herramienta holística para potenciar al ser humano: el Coaching Ontológico.

¿Qué significa la palabra coaching?

La palabra “Coaching” significa “Entrenamiento” y viene del ámbito de los deportes donde el coach es el director técnico que le dice a los jugadores cómo lograr una mejor performance.

¿Qué es la Ontología?

“Ontología” es una parte de la filosofía que se define como la ciencia del ser. Literalmente, coaching ontológico significa entrenamiento en el ser.

¿Qué significa holístico?

En términos generales, holístico indica que un sistema y sus propiedades se analizan como un todo, de una manera global e integrada, ya que desde este punto de vista su funcionamiento sólo se puede comprender de esta manera y no sólo como la simple suma de sus partes.

Holístico se suele aplicar a términos como planteamiento, pensamiento, paradigma, enfoque, concepto o programa para significar que se utiliza una visión integral y completa en el análisis de una realidad.

El término holístico aparece en diversas disciplinas como la filosofía, la biología, la psicología o la educación. Algunas palabras y términos que en ocasiones se utilizan con un significado similar pueden ser ‘sistémico’, ‘global’ y ‘en conjunto’.

El coaching Ontológico en nuestro día a día

La incorporación del coaching a nuestra vida diaria y ámbito profesional es algo que está pasando progresivamente. Si bien el término coaching es algo que poco a poco se está haciendo un espacio en nuestra sociedad, todavía hay mucha confusión con respecto a lo que hace un coach y por lo tanto, también lo que es el coaching Ontológico.

El coaching Ontológico persigue que las personas profundicen en sí mismas, desarrollando sus propias herramientas de aprendizaje para que se transformen en seres resolutivos, empleando la conciencia, la creatividad y la comprensión profunda de sus procesos desde la auto percepción de las situaciones que viven y cómo reaccionan frente a ellas.

El Coaching Ontológico es un campo del saber que busca acompañar procesos transformacionales en otros desde una coherencia ontológica (cuerpo, emoción y lenguaje).

El Coaching Ontológico surge como un intento de hacernos cargo de las paradojas que actualmente la vida nos ofrece (tecnología ilimitada, estrés laboral, pulsión consumista, desconfianza con el entorno, resignación frente al futuro, entre otros).

Procedimiento del Coaching Ontológico

El coaching Ontológico persigue que la persona o colectivo de personas dentro del marco de trabajo, aprendan a ser, antes que hacer, desprogramar sus patrones y hábitos que dificultan la relación y el pleno rendimiento del grupo.

Estos bloqueos suelen venir fundamentados por programaciones familiares, culturales y malas interpretaciones adquiridas en el ambiente laboral que dificultan la buena comunicación y por lo tanto, el pleno rendimiento de los trabajadores.

Los trabajadores tienen que aprenden a ser, a reconocerse plenamente como individuos, encontrar el vehículo de su pasión en el puesto que desempeñan para poder trabajar con gratitud y transmitir ese mensaje al equipo.

Las empresas son organismos vivos, si los órganos, si las células no trabajan de forma armónica, se producen infecciones que pueden terminar afectando a todo el organismo.

Por eso, desde el coaching ontológico, se hace un análisis personal de todos los trabajadores, profundizando en sus patrones, hábitos, su forma de ser, de comunicarse, indagando a través de preguntas para llegar a la raíz y ver qué es lo que se está proyectando en el entorno que dificulta el trabajo.

Una vez que los patrones están detectados, es hora de cambiarlos, y la mejor forma de cambiarlos es proyectándonos desde ese instante en ser justamente lo que queremos lograr.

Desde la acción consciente, mente, emoción, cuerpo, lenguaje, se consigue desarrollar una nueva dinámica de trabajo que acaba por transformar toda la empresa y por consiguiente, los resultados vienen dados por sí mismos.

Puedes saber más sobre mi método de coaching para empresas aquí:

Coaching para empresas